MENÚ

Inkafarma Salud

Por qué es importante revisar las etiquetas de nuestros alimentos

2017-07-27


La oferta de la industria alimentaria de hoy es numerosa. Desde lácteos, hasta conservas, desde golosinas hasta salsas, todo empaque tiene impreso los insumos que se utilizaron para su elaboración. Por eso, cuanto más nos dediquemos a leer las etiquetas de los empaques, mejor sabremos lo que estamos consumiendo.

Existen muchos productos saludables en los escaparates de los supermercados. Solo es cuestión de saber leer las etiquetas para elegir mejor.

Fecha de caducidad

También se le conoce como fecha de expiración o vencimiento del producto. Generalmente está colocada en una parte visible del envase, como la tapa en el caso de botellas, o en alto relieve, en el borde de los empaques.

Es muy importante buscar este dato, porque así sabrás si el alimento contenido no significa ningún riesgo para tu salud debido a haber sobrepasado el tiempo de exhibición.

Contenido de gluten

Esta es una información muy importante, especialmente para los celíacos, es decir, aquellas personas intolerantes al gluten. La mayoría de alimentos empaquetados contiene gluten, por eso es necesario un especial cuidado al momento de incluirlos en la dieta de una persona celíaca. Las pastas y bizcochos son algunos ejemplos de alimentos con gluten.

Tartrazina

Es una sustancia artificial utilizada como colorante en diversos alimentos y bebidas, especialmente en gaseosas, galletas, caramelos y postres. Su consumo debe ser moderado, ya que puede provocar cambios en el estado de ánimo, hiperactividad y trastornos de sueño. Estos efectos han sido confirmados por la comunidad médica, razón por la cual se destaca su presencia entre los ingredientes de los productos alimenticios.

Fenilalanina

Es una sustancia que no representa mayor riesgo para la salud, salvo en algunos casos puntuales. Aquellas personas que tengan problemas de riñones o que sufran del hígado, es mejor que no consuman productos con este elemento. Asimismo, las mujeres embarazadas deben ser muy cuidadosas, pues un consumo sin regulación puede provocar complicaciones al bebé por venir. Al igual que la tartrazina, su presencia en un producto alimenticio también está destacada en el empaque.

Datos nutricionales

En esta parte de las etiquetas se indica la cantidad por porción de los diferentes nutrientes, como calorías, vitaminas, minerales, grasas, etc. Junto a la cantidad, se consigna también el porcentaje que ésta representa del total de consumo diario recomendado para cada uno. Esta información es muy importante para controlar la ingesta diaria de estas sustancias.

Ingredientes

Aquí se indican los insumos que se agregan al producto. Desde azúcar, harinas  y aceites, hasta una larga lista de colorantes, saborizantes, preservantes y aromatizantes, muchos de ellos con nombres o códigos extraños. Esto requiere de toda tu atención. Reserva un momento de la semana para revisar qué son algunos de estos productos, para qué sirven y si tienen alguna contraindicación o advertencia.

Leyendo la información contenida en las etiquetas de los productos que consumes, controlarás mejor lo que comes tú y tu familia. Así mejorarás su nutrición y garantizarás su salud y bienestar general.

Te recomendamos: Principales diferencias entre alimentación y nutrición