MENÚ

Inkafarma Salud

Educación sexual: dudas y consejos más conocidos

2016-03-08

Según la Organización Mundial para la Salud: “La educación sexual debe abarcar mucho más que la información. Debe dar una idea de las actitudes, de las presiones, conciencia de las alternativas y sus consecuencias. Debe de aumentar el amor, el conocimiento propio, debe mejorar la toma de decisiones y la técnica de la comunicación”. OMS, 1983

Actualmente, el sexo se percibe como una actividad que despierta la atención de las personas con el propósito de vender algo. Sin embargo, el trasfondo del sexo va más allá y es responsabilidad de los adultos transmitir un concepto correcto y responsable sobre el mismo. A esto se le denomina propiamente “Educación sexual”. La cual debe empezar desde casa a través de los padres para garantizar un entendimiento saludable para el futuro emocional de los hijos.

Si bien la Educación Sexual no forma parte del sistema educativo de nuestro país, muchas instituciones tocan el tema de sexualidad responsable para evitar embarazos no deseados y el contagio de enfermedades venéreas. Pero en el hogar, el concepto de sexualidad debe partir por considerar que el ser humano tiene necesidades básicas como el contacto, la intimidad, la expresión emocional, la búsqueda del placer y el amor. Si bien puede ser difícil hablar de estos temas con nuestros hijos, es una conversación incómoda que puede brindar las bases adecuadas para que sean emocionalmente maduros con respecto a esta actividad en sus vidas.

Es parte del bienestar individual y social, que los seres humanos reconozcan el sexo como una actividad completamente normal. El hecho principal parte en el derecho propio de una persona de tener sexo solo cuando se siente preparado o a gusto de tenerlo. Nuestra sociedad típicamente machista lationamericana, tiene arraigado el concepto de que el sexo es malo o que es normal que la mujer sea cosificada o sometida a violencia sexual porque es algo “común”. Sin embargo, día a día se busca cambiar estos conceptos para que tanto hombres como mujeres convivan con respeto y dando pequeños pasos que logren una igualdad.

Bajo la premisa de incentivar la autoestima es que los padres pueden inculcar sobre sus hijos los elementos básicos sobre lo que se debe basar una relación: respeto, compromiso y amor. Teniendo esos importantes conceptos claros es que podemos ofrecerle a nuestros hijos el conocimiento para que tomen sus propias decisiones con responsabilidad. Además, la presentación de anticonceptivos y preservativos para que puedan entender que el sexo responsable es una premisa imprescindible en nuestros días. No tenga temor de conversar al respecto pues esto en el futuro podría evitar problemas de salud o situaciones más difíciles, como embarazos, para los que sus hijos aún no están listos emocional y económicamente.